Nota de El Gráfico a LUCAS VICTORIANO

GRANATE. Fue bienvenido en el microestadio "Antonio Rotili". Lanús, agradecido. FOTO: EMILIANIO LASAVIA / EL GRAFICO

Estuvo 12 años en Europa. Se fué siendo el reconocido líder de nuestra por entonces incipiente Generación Dorada.

Con 32 cumplidos, aceptó el reto de Lanús para retornar a la competencia que lo proyectó a la fama. Ya le cambió la cara a su equipo:

SE FUE, nada menos que al Real Madrid, en agosto de 1997 poco antes de cumplir sus pletóricos 20 años. Era nuestra gran promesa a puro talento, frescura y desfatachez.

En noviembre de 2009 apareció en Lanús para jugar otra vez en nuestra Liga Nacional hecho un hombre de 32 años.

Si la Generación Dorada marcó el período más esplendoroso de la historia del basquetbol argentino, como realmente fue, a Lucas Javier Victoriano hay que reconocerle su condición de indiscutido y carismático primer líder.

REAL MADRID. Vibrante clásico español ante el Barcelona. Ataca al alemán Fermerling.

El grupo comenzó a formarse en octubre de 1993 cuando el entrenador Guillermo Edgardo Veccio integró la Selección Argentina con miras al 8º Campeonato Sudamericano de Cadetes (para 16 años) que se realizó en itanhaém (Brasil), ciudad sureña del litoral paulista.

Fué la primera vez que dos de esos jugadores fueron reunidos en un equipo nacional dando origen a la “célula madre” del grupo: el nombrado Victoriano (de San Miguel de Tucumán) y el cordobés Leonardo Martín Gutierrez (Marcos Juarez), que serían subcampeones mundiales en Indianápolis 2002, cuando explotó esta epopeya argentina en el básquetbol internacional.

En aquella primera vez, nuestros pibes ganaron sus cinco partidos y fueron campeones sudamericano. Demolieron a Bolivia por ¡119! puntos (155-36), fijando un récord de anotación para una Selección Nacional en cualquier categoría, y en el partido decisivo lograron un doble de ventaja sobre el local Brasil (73-71).

SELECCION NACIONAL. Estuvo entre 1997 y 2003. En la escena, lo desequilibra al brasileño Demitrius.

Otros ocho chicos también llegarían a la élite de nuestra Liga Nacional: Ricardo Martín Alvarez (nacido en Río Colorado), Pablo Damián Barrios (Monte Grande), Juan Manuel Davico (Oncativo), Diego Gustavo Fessia (Rosario), el siempre presente Gabriel Germán Riofrío (Córdoba), Maximiliano Ariel Stanic (Caseros), Fernando Sebastián Varas (Embarcación, Salta) y Juan Manuel Vigna (Bahía Blanca). Completaron Claudio Liska (La Plata) y Ariel Verón (Córdoba).

En 1994, para el 14º Campeonato Sudamericano Juvenil que tuvo lugar en Oruro (Bolivia), ese embrión se amplió y se enriqueció con tres nombres más: Gaby Fernández, el torito Paladino y Pepe Sánchez.

LANUS. Siempre el 8. Se le va a la marca de Gastón Torre, de Central Entrerriano. El equipo dió un vuelco al levantar con su conducción.

Argentina volvió a lograr el título de manera invicta en seis encuentros, superando a Uruguay y Brasil -clásicos rivales- con resultados concluyentes: por 35 (107-72) y 25 (107-82) puntos de diferencia, respectivamente. La Generación Dorada se iba formando.

Entre su ida a Europa y su vuelta pasaron doce años. En nueve temp0radas Victoriano jugó en el máximo nivel, ocho en España y una en Italia. En el Real Madrid, el club que lo llevó, disputó 113 partidos. Se vino del baloncesto español con estos promedios por partido en la estelar ACB: 19 minutos, 6.3 puntos, 2.7 asistencias y 2.1 rebotes.

En su última presentación, el sábado 9 de mayo de 2009, se fué al descenso con el CAI Zaragoza al perder dramáticamente como local por un punto (60-59)  contra el C.B. Murcia.

BUSCANDO SERIEDAD:

-¿Qué pasó Lucas? ¿Te quedaste sin clubes en España que te quisieran  contratar?
– La crisis mundial incidió mucho en el mercado del baloncesto. Por ejemplo: dejaron de patrocinar los ayuntamientos y empresas vinculadas a la construcción, como TAU Cerámica y Pamesa. Al no ser jugador seleccionable para el equipo nacional español, también se complicaba mi contratación.

Las ofertas fueron poco atrayentes, pienso que no eran lo que yo merezco. En cambio deseché otras propuestas, incluso mejores en la parte económica que Lanús: de Grecia, Italia, México, Chipre, Irán …

-¿Por qué regresaste, entonces?
-Elegí Lanús considerando la experiencia y la seriedad que respaldan al club, con la idea que tienen los directivos de ser un club ganador. Que fuera un club serio y ganador era la combinación ideal para que tuviera ganas de venir.

Cada persona que consultaba me aconsejaba este club por ser uno de los más serios de la Argentina en todos los ámbitos. Sobre todo también fue importante que el entrenador Silvio Santander haya tenido contacto conmigo, para que me explicara su idea de que el equipo podía crecer. Era muy difícil decir que no.

-En tu anterior regreso, a Belgrano de San Miguel de Tucumán, en 2000/01, apenas jugaste 10 partidos…
-Esa vez vine a reencontrarme conmigo mismo, porque lo necesitaba anímicamente, pero la intención se esfumó enseguida por falta de seriedad y ética de la dirigencia del club.

REBOSANDO TALENTO:

En El Gráfico quedó estampado aquel pletórico momento suyo de la década del 90: “Ha nacido un crack”. Jugaba en Olimpia de Venado Tuerto. Guillermo Gorroño completó escribiendo en abril de 1997: “Hoy, en una época donde el básquetbol argentino vive tiempos dorados -por el nivel que alcanzó en las recientes presencias internacionales, el crecimiento indetenible de la Liga Nacional y la ansiedad misma de saber que lo mejor todavía está por venir-, este pibe surge como el símbolo de la nueva camada y aún más: Lucas, a partir de una irrupción repleta de talento, pinta como el jugador del futuro, aunque en este presente ya muestre pasta de crack”.

-¿Aquel chango tucumano, rebosante de básquetbol, explotó en España?
-Me quedé a mitad de camino… Mi juego no era el adecuado para un país que se preocupa más por los errores que por los aciertos. No fuí español ni argentino. “Arriesga demasiado, no cuida la pelota”, me criticaban para cuestionarme, Yo intenté adaptarme, pero inconscientemente iba perdiendo también lo que sabía hacer: arriesgar.

-¿Qué te faltó?
-Yo siempre fui un rebelde y reniego excusarme en los demás, pero la síntesis sería un equilibrio difícil de armonizar: un entrenador que confiara en mi y convencer al entrenador para que confiara en mi.

-¿Qué te quedó por tu paso por el Real Madrid?
-Así como su historia y su grandeza hipnotizan, porque se trata de un club increiblemente único, lo máximo del mundo, es una terrible máquina de buscar resultados. No hay paciencia para la formación de un jugador, únicamente urgencias.

Cuando debuté en la ACB (sábado 21 de marzo de 1998), fui el extranjero más jóven en hacerlo en la historia del club. Estaba en una etapa en que todavía necesitaba formarme, pero como allá en extranjero tiene que marcar la diferencia, no podían esperarme. Sólo piensan en resultados.

RESTO DEL MUNDO. Fue convocado para el tercer partido del Hoop Summit de Orlando 1997. Fila del medio, sentado, con el número 14.

CONFESIONES Y REFLEXIONES:

No siente vergüenza en reírse de sí mismo: “Hace poco estuve viendo un video de 1996 con las famosas finales de Olimpia-Atenas. Me daba gracia lo que hacía: en lugar de poner el necesario pase interno a Sebastián Uranga, penetraba y me mandaba hacia el aro. Era jóven, no entendía el juego”.

Está entusiasmado por el emprendimiento que inició en Zaragoza: ” Se llama Eight Heart. Lo tuve que poner en inglés porque la marca ya estaba registrada en español. Fabrico ropa deportiva y de calle, no tengo socios”. El 8 (Eigth) es el número de su familia. Lo usa él, como lo hicieron su mamá Azucena y su hermano menor Jesús María. El corazón (Heart) es un símbolo afectuoso precisamente por su hermano, que el domingo 7 de agosto de 2005 -con 22 años- se mató en un accidente al chocar su camioneta con un árbol y una reja.

Se asombra por la contradicción argentina: “Es para no creer: este país cuestiona a Lionel Messi, el mejor del mundo, aceptado en cualquier lado”.

Su relación sentimental también pasa por el básquetbol: está de novio desde hace dos años con Paula Palomares Valiente: “Es madrileña, pero nos conocimos en Zaragoza, cuando se fue a jugar al Mann Filter. Desde que vine a Lanús hablo todos los días por teléfono con ella”.

Lo carcome una preocupación. “Los jugadores en su mayoría, no están preparados para cuando dejen de jugar”.

AMOR Y BASQUETBOL. Con su novia española, Paula Palomares Valiente, dieron una clínica en Talleres de Tafí Viejo. Agosto 2 de 2009.

EL TIEMPO NUEVO DE LANUS:

Lanús, en las 14 fechas de la primera fase de esta 26ª Liga Nacional, sumó más derrotas (9) que triunfos (5). Con Victoriano, que debutó en Mar del Plata el viernes 13 de noviembre de 2009, comenzó a enderezarse. “Nos acomodó y nos potenció”, explicó su experimentado capitán Diego Federico Prego. El equipo hilvanó una serie de siete victorias consecutivas y se encaramó en los primeros puestos.

-¿Con qué Liga Nacional te estas encontrando?
– En la parte deportiva con un nivel muy competitivo, pero a la vez muy friccionado, hasta peleado… Jugar físico es otra cosa. Juan Espil, que sabe jugar, que lo hace siempre con elegancia, en cambio no necesita agarrar para poder moverse muy bien.

Los entrenadores están actualizados: son americanos en el léxico y en la manera de trabajar con videos, y además tienen el estilo europeo con conceptos de jugar cinco contra cinco y defender con mucha ayuda. Lo que sigue igual, mal, es que la mayoría de los clubes (por suerte no es el caso de Lanús) se manejan con presupuestos imaginarios y se llega a enero ya con problemas de pago.

-¿Qué destacás?
– La pasión de la gente y me gusta que se jueguen dos partidos por semana. En España la semana se hace muy larga programando uno solo cada siete días.

-¿Cuál es tu balance personal hasta el momento?
– Es una de las temporadas en que me siento más tranquilo, no tengo que demostrar nada a nadie. Creo le dí lo que el equipo necesitaba: tranquilidad. Así pudo cerrar mejor los partidos. Me alegró lo que declaró el negrito Acosta y que se reprodujo en el sitio oficial de la AdC: “Victoriano nos hace mejores a todos”.

Tour Europeo:

PARTIDOS JUGADOS
Primer nivel de España, total: 204.

Real Madrid (1997/99, 2000/2001 y 2002/04) – Caprabo Lleida (2001/2002) – Casademont Girona (2004/2005) – CAI Zaragoza (2008/2009).

Primer nivel de Italia, total: 13.
Bingo Snai Montecatini (2000/01)

Segundo nivel de Italia, total 26.
Eurorida Scafati (2005/06)

Tercer nivel de España, total: 18.
Real Canoe (1997/1998)
Total general de encuentros oficiales disputados en Europa en competencias nacionales de Liga, en todos los niveles: 348.

CON OTROS ARGENTINOS
En el Real Madrid compartió equipo con el argentino Ariel Eslava y lo dirigió Julio Lamas. En el CAI Zaragoza fue compañero de Paolo Quinteros y Matías Lescano, con quienes ya había jugado en dos temporadas en le LEB, donde también estuvo Juan Pablo Sartirelli. En el Bingo Snai Montecatini italiano jugó junto con Fernando Labella; y en el Eurorida Scafati lo hizo con Maximiliano Stanic y Germán Sciutto.

Compromiso:

Si alguien conoce la génesis de la Generación Dorada, ese es Lucas Victoriano. Este es su testimonio: “Me lo preguntaron varias veces, pero también yo mismo me planteé el interrogante: ¿Cómo surgió este fenómeno? Después de mover y remover tantas imágenes vividas, siempre me quedó la misma palabra: compromiso. Fué el gigantesco motor de cada acto vinculado al equipo. El compromiso de cada uno de nosotros para resolver unidos, con seriedad y entrega, todas las cosas. Uno entraba tranquilo, porque sabía que -de ser necesario- alguno lo iba a salvar.

Si había que entrenarse a las 5 de la mañana, nadie se quejaba; y si alguien lo hacía, venía el resto y lo ponía en su lugar. Si había que tirarse de cabeza por una pelota, todos nos tirábamos. Si uno se caía, enseguida aparecían cuatro que lo levantaban. La actitud solidaria se veía en el constante apoyo del banco para quien se equivocaba: todos saltábamos para alentarlo.

En el Mundial de Indianápolis 2002 me crucé con el brasileño Oscar, que me dijo: “Así nadie podrá con ustedes”. “Ojalá”, le contesté, pero después para mis adentros: “Si lo dice un jugador como Oscar, nos encontramos en el camino correcto, por algo debe ser…”.

Nota de: O.R.O.
Fuente: El Gráfico

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.